poemas de amor

Poema corto de despedida: Canto a mi libertad

Nunca quise servir de jaula para tus anhelos

pero veías mis brazos como barrotes

mis besos como pesados grilletes.

poemas de amor

poemas de amor

Nunca quise hacerte esclavo de mis deseos

pero tú no te sentías libre, te escapaste, volando.

Y es que jamás entendiste que yo sólo vivía para tus sueños

nunca quise atraparte ni robarte tus huesos.

Libertad, libertad, esa era tu consigna

y yo, la más cruel de las esclavistas

Arrastrabas viejas costumbres,

nunca aprendiste a ser libre desde el amor que te ofrecía.

Entonces vuela, busca una isla baldía.

Porque en medio del dolor mi corazón aprendía

aquí sólo había un ave herida,

presa de tus caprichos y ruegos

Ahora soy yo la que te grita

Libertad, libertad! Esa es mi consigna

Me escapo lejos, fuera de tu vista

a un lugar donde el amor exista;

a donde sea que habiten las almas perdidas

me voy en busca de mi misma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *